APRENDÉ MÁS SOBRE TU PRODUCTO: TÓNICO EXFOLIANTE

TÓNICO EXFOLIANTE: ÁCIDO SALICÍLICO / ÁCIDO GLICÓLICO

Estos tónicos exfolian la piel mediante la acción química de un Hydroxy Acid formulado a un pH y concentración muy específicos. Se aplica y no se enjuaga, lo que permite que esté en contacto con la piel el tiempo suficiente como para tener varios beneficios adicionales.

Permiten unificar tres pasos de la rutina en uno ya que, además de exfoliar, le aportan a la piel los ingredientes anti irritantes y antioxidantes que podemos encontrar en un serum preventivo. Básicamente son un súper combo para nosotras que andamos a las corridas de un lado para otro y queremos soluciones eficaces y fáciles de incorporar a nuestro día a día.

¿PORQUÉ ES IMPORTANTE UNA BUENA EXFOLIACIÓN?

Estoy totalmente convencida de que los productos que proveen este tipo de exfoliación son de los pocos cosméticos que permiten ver resultados al poco tiempo. Junto con la protección solar, me resulta crucial para mantener mi piel linda y sana. La exfoliación química es superior a la exfoliación física, los Hydroxy Acids son suaves, efectivos y permiten ser aplicados a diario, contribuyendo a lograr una piel joven, luminosa y con tono parejo.

La verdad es que los exfoliantes tipo scrub (los que tienen partículas exfoliantes similares a piedritas), han perdido vigencia frente a las numerosas ventajas que ofrece la exfoliación química. Los tónicos exfoliantes actúan en mayor profundidad y permiten aportar a la piel beneficios adicionales que varían según el Hydroxy Acid que se emplee. Además, permiten ser formulados junto a otros activos (antiage, antioxidantes, vitaminas).


Mientras los scrubs comunes ayudan a remover la acumulación de células muertas en cierta medida y de forma superficial, los tónicos exfoliantes actúan en profundidad restaurando el proceso de raíz. La exfoliación física es una buena opción para mejorar la limpieza, como también lo es usar una toalla suave o un Clarisonic, pero no puede reemplazar los beneficios que un tónico exfoliante puede aportar en relación a propiedades antiage, destapar poros o igualar el tono de la piel.

¿CÓMO FUNCIONAN?

A la capa superior de la piel se le llama epidermis. A su vez, la epidermis se suele dividir en varias otras capas en las que se encuentran las células llamadas queratinocitos. Estas células comienzan su proceso de diferenciación desde la capa inferior (stratum basale) hasta que gradualmente llegan a conformar la capa superior (stratum corneum). Al llegar a esta última capa, las células ya están muertas, deshidratadas y totalmente queratinizadas. Estos queratinocitos muertos se denominan corneocitos.
El proceso normal de exfoliación ocurre naturalmente a medida que los queratinocitos van subiendo desde la stratum basale. La piel se renueva naturalmente una vez al mes, cuando este ciclo se completa.

dibujos-sa-blog-02El paso del tiempo, la contaminación ambiental y la exposición al sol enlentecen el proceso de regeneración de la piel, causando que se acumulen células muertas en la superficie. Esto produce granitos, sequedad y hace que el rostro luzca apagado, sin luz y con un tono grisáceo. La exfoliación remueve las células muertas y restaura el equilibrio natural de los procesos epiteliales.

¿Por qué se enlentece el proceso de regeneración?

Los corneocitos se encuentran unidos por estructuras de proteína llamadas desmosomas. Para que la descamación ocurra, estas estructuras deben ser digeridas por las enzimas de la stratum corneum. Con el paso del tiempo, la exposición al sol y a la contaminación, estos enlaces se endurecen y enlentecen el proceso natural de regeneración, ocasionando sequedad en la piel.

ÁCIDO SALICÍLICO:

dibujos-sa-blog-03   dibujos-sa-blog-04

Existen dos formas principales formas de acné:

1. Comedones: puntos blancos y negros. Esta es la forma menos severa del acné y es causada por la acumulación de queratina y sebo en los poros que se obstruyen. Al estar tapados, la grasitud que producen las glándulas sebáceas no puede salir libremente, lo que ocasiona que estos poros se agranden. El Ácido Salicílico tiene la habilidad de introducirse en profundidad y destaparlos de raíz.

2. Acné inflamatorio: pápulas y pústulas. Esta forma de acné ocurre cuando el área debajo de los poros tapados se inflama por la acción de una bacteria llamada Propionibacterium acnes que habita normalmente la superficie de la piel. Cuando aumenta la producción de sebo o se tapan los folículos, esta bacteria prolifera dentro de los poros. El cuerpo envía glóbulos blancos a atacar la infección, lo que crea una zona inflamada y dolorosa en la superficie de la piel: el típico granito de acné. En estos casos, el Ácido Salicílico penetra en el poro y lo destapa eliminando el proceso de multiplicación bacteriano. Por otra parte, también remueve el exceso de sebo previniendo que se formen nuevos puntos negros. Además disuelve la grasitud restante disminuyendo las chances de que se acumule y tape los poros. Su poder antibacterial lo vuelve un excelente neutralizador de Propionibacterium Acnes y un gran anti inflamatorio.

ÁCIDO GLICÓLICO:

El Ácido Glicólico mejora la textura de la piel dándole luminosidad y brillo. Reduce notablemente las líneas de expresión y las arrugas finas. Actúa en la epidermis estimulando el recambio epitelial y favoreciendo un ritmo de regeneramiento similar al de una fisiología joven. A nivel de la dermis, actúa hidratando, mejorando el daño producido por la exposición al sol y aportando sus propiedades antiage.

La dermis está formada por células embebidas en una matriz compuesta por gags (glicosaminoglicanos), fibras de colágeno y elastina. Esta es la responsable de la firmeza, fuerza y elasticidad de la piel. Los signos de envejecimiento reflejan una matriz debilitada e irregular. El Ácido Glicólico estimula la producción de gags, colágeno y elastina, lo que mejora el estado general de la matriz que sostiene la piel con la consecuente disminución de líneas y arrugas.

Pero los beneficios de este Hydroxy Acid son mayores y más complejos. Para que la piel se vea bien, no sólo hay que tener una buena producción de colágeno y elastina, sino que también tiene que funcionar bien el proceso de degradación de las fibras dañadas. Una piel joven y sana es el resultado de un equilibrio perfecto entre síntesis y catabolismo. La sobreproducción no es buena ya que no basta con tener estas proteínas, sino que tienen que estar depositadas de forma correcta, paralelas a la superficie de la piel. El Ácido Glicólico no sólo acelera la síntesis de colágeno, sino que también modera la degradación de la matriz, mejora el proceso de queratinización, facilita la penetración tópica de otros activos  y previene la acumulación de células muertas en los poros alejando la posibilidad de que aparezcan puntos negros.

¿QUÉ TIENEN DE ESPECIAL LOS TÓNICOS DE THE CHEMIST LOOK?

Los Hydroxy Acids son una familia de activos que de por sí tienen varias propiedades importantes además del poder exfoliante. Cada uno de ellos aporta beneficios distintos. Por eso desarrollé dos tónicos exfoliantes distintos: uno a base de Ácido Salicílico y otro a base de Ácido Glicólico. El Ácido Salicílico tiene como gran plus la capacidad de introducirse en los poros, destaparlos y refinar su apariencia, es decir: adiós puntos negros y granitos. Esta fue la forma en la que yo me deshice de mi acné. Por otro lado, el Ácido Glicólico tiene excelentes propiedades antiage; mejora las líneas de expresión y el daño ocasionado por el sol. Ambos funcionan bien en todo tipo de pieles.

Además de buscar una textura líquida, más fresca y liviana, aproveché que son productos que no se enjuagan para incorporar varios ingredientes beneficiosos para la piel como antioxidantes y anti irritantes. ¡Siempre en las concentraciones más efectivas! Siento que todos andamos corriendo con tanta cosa que me pareció ideal asegurar dentro de estos productos lindas dosis diarias de ingredientes buenos. Básicamente ajusté las fórmulas para lograr un súper combo en un sólo producto 😉

Importante: las que me leen saben que miro tanto las fórmulas como los envases, ya que muchas veces los frascos no protegen los activos y estos terminan perdiendo eficacia. Por eso a mis envases les agregué un gotero. Así que tranquilas: todos los antioxidantes y anti irritantes que contienen estos tónicos exfoliantes se mantienen de la mejor forma 😉

¿QUIÉNES LO PUEDEN USAR?

Con el Ácido Salicílico y el Ácido Glicólico nadie debería sentirse excluido. Cada uno es más recomendable para determinadas preocupaciones, pero ambos aportan y yo, de hecho, uso los dos. Como ya les conté, el Ácido Salicílico previene y elimina los puntos negros y granitos, refina los poros mejorando mucho su apariencia y reduce las marcas de acné. El tónico exfoliante a base de Ácido Glicólico hidrata, mejora las líneas de expresión y el daño producido por el sol. En ambos tipos de exfoliante, ajusté las concentraciones y el pH para lograr la mayor efectividad posible. También desarrollé versiones concentradas que recomiendo usar una vez a la semana para un cuidado extra.

SHOP

Tienda

oferta del mes